Quienes somos

Somos un grupo de guardavidas que trabajamos en el Partido de La Costa, residentes permanentes y estacionales, afiliados al sindicato y no afiliados, sin vinculación a partido político alguno ni sirviendo a otros intereses ajenos a los trabajadores.

Somos trabajadores que cansados de desempeñarnos en condiciones deplorables exigimos respeto hacía nosotros como profesionales y hacía los turistas, y por eso pedimos elementos de trabajo para brindar una mejor seguridad.

Somos guardavidas que pretendemos estabilidad en el puesto de trabajo, sabiendo si vamos a ser contratados al año siguiente y bajo que condiciones, sin más condición que nuestra idoneidad como trabajadores.

Somos personas que pedimos, como establece la Constitución Nacional, “igual remuneración por igual trabajo”. Nos merecemos ganar lo mismo que los compañeros de Mar del Plata, Pinamar o Villa Gesell porque la vida humana tiene el mismo valor, incalculable por cierto, en cualquier lugar y por eso pedimos el cumplimiento de la escala salarial fijada a nivel nacional.

Somos trabajadores que vemos a nuestros compañeros de mayor antigüedad recibir una jubilación de 350 pesos luego de 25 años –como mínimo- de trabajo insalubre y riesgoso, de salvar un sin número de vidas y de realizar aportes como para pasar un bienestar justo y merecido.

Por todo esto es que exigimos ante el SUGARA y la Municipalidad –más allá del gobierno de turno- el cumplimiento del convenio colectivo de trabajo 179/91 y del decreto provincial 27/89 que regulan y reglamentan nuestra actividad.

Básicamente pedimos estabilidad en el puesto de trabajo, mejores condiciones laborales y una remuneración justa. Lo reclamamos legalmente ante la municipalidad, el sindicato y el Ministerio de Trabajo. Difundimos nuestro reclamo a través de los medios de comunicación locales y nacionales y también en la calle en forma pacífica porque sabemos que nos asiste el derecho a peticionar y a defendernos como trabajadores.
Somos guardavidas, trabajadores, ciudadanos, personas que respaldamos por su idoneidad y capacidad de trabajo a los compañeros que fueron separados de sus puestos por el simple echo de reclamar por nuestros derechos y rechazamos terminantemente cualquier tipo de difamación que puedan recibir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada